domingo, 9 de diciembre de 2012

Un matrimonio de iguales, Harriet Taylor Mill (1807-1858)

En el siglo XIX muchas mujeres ya habían sentado las bases de los derechos de su género, pero aun quedaba mucho camino por recorrer. No podían votar, estaban subyugadas legalmente a sus maridos y su educación seguía siendo una larga y extensa fuente de debate. En aquellos tiempos, junto a muchas feministas, hubo también algunos hombres que se atrevieron a defender los derechos de ellas. Uno de esos nombres destacados fue John Stuart Mill, un filósofo defensor de los derechos de todos los individuos. Parte de su obra estuvo claramente influenciada por el pensamiento de su amada y admirada esposa, Harriet Taylor Mill, pensadora y feminista. El matrimonio de John y Harriet fue un matrimonio de iguales, contra las normas legales de su tiempo. Un matrimonio de respeto mutuo y de lucha conjunta por la defensa de los derechos de hombres y mujeres por igual. 

Una infancia conservadora
Harriet Hardy nació en Londres el 8 de octubre de 1807. El hogar de Thomas Hardy y Harriet Hurst era profundamente conservador por lo que la infancia de Harriet se centró en prepararla para ser una buena madre y esposa. Tenía 18 años cuando se casó con John Taylor el 14 de marzo de 1826. Era, por supuesto, una elección de su familia, no de ella misma. Taylor, diez años mayor que ella, era un industrial bien posicionado económicamente, por lo que fue del agrado de los Hardy desde el primer momento para ser el esposo de su querida Harriet.

El matrimonio tuvo tres hijos, Herbert, Algernon y Helen. Sus distintas maternidades no impidieron a Harriet formarse y cultivarse por su cuenta. En aquel tiempo, la señora Taylor ya había escrito ensayos y poemas. 

El joven que admiraba a la señora Taylor
Aun no había nacido su tercera hija cuando conoció a John Stuart Mill. John era un joven filósofo de 24 años que había recibido una exquisita educación. El joven, nada más conocer las ideas progresistas de Harriet quedó prendado de ella. 

Pronto nació entre ellos una profunda y respetuosa amistad que John Taylor aceptó pues su matrimonio con Harriet no era precisamente un matrimonio de amor. Durante aquellos años intercambiaron ideas y pensamientos sobre los derechos del hombre y la mujer, sobre el feminismo y otros temas de carácter social. 

Los derechos de la esposa
John Suart Mill y Helen Taylor
En 1849 John Taylor fallecía y convertía a Harriet en una viuda rica e independiente. Dicha independencia, al menos legal, se mantuvo cuando se casó con John Stuart Mill y este renunció a sus derechos sobre su esposa como mandaba la ley. 

Desde 1851 hasta la muerte de Harriet acaecida siete años después, la pareja vivió una existencia erudita de lucha constante por los derechos de las mujeres. Ambos coincidían en la necesidad de regular la educación de las niñas, en permitir el voto a las mujeres y en conseguir una igualdad de sexos real. 

Harriet moría de manera repentina en Aviñón a causa de una congestión pulmonar el 3 de noviembre de 1858. Desolado por la muerte de su esposa, John siguió trabajando por sus ideales acompañado de su hijastra Helen. Juntos publicarían en 1869 La sumisión de las mujeres, una obra inspirada sin duda por el pensamiento de Harriet. 

 Si quieres leer sobre ella 

Historia de las mujeres. Una historia propia
Bonnie S. Anderson y Judith P. Zinsser






La mujer en la historia de Europa
Gisela Bock





Mujeres filósofas en la historia
Ingeborg Gleichauf


3 comentarios:

  1. Molt interesant Sandra, no coneixia aquest, aquests, personatges i em sembla fantàstic que ens els descobreixis. Una abraçada.

    ResponderEliminar
  2. Hola, soy nueva por aquí, pero me encantó tu blog, lo enlacé y lo frecuento cuando hay alguna entrada nueva. Esta me ha encantado. Lo de siempre, conocía a Stuart Mill, pero no tenía noticias de su esposa. Gracias por toda esta información.

    ResponderEliminar
  3. Hola que tal, mi nombre es Vania y soy webmaster al igual que tú! me gusta mucho tu blog y quería pedirte permiso para enlazarte a mis blogs, Así mis usuarios podrán conocer acerca de lo que escribes.

    si estás interesado o te agrada la idea, contáctame a esta dirección ariadna143@gmail.com para acordar el título para tu enlace. Y si no fuera mucha molestia, me puedes agregar tu también una de mis webs. Espero tu pronta respuesta y sigue adelante con tu blog.

    Vania
    ariadna143@gmail.com

    ResponderEliminar